BIBLIOTECA ESOTERICA : QUE ES EL TANTRA? CUAL ES LA CIENCIA Y LAS TECNICAS DEL TANTRISMO? (+VIDEO)


style="display:block"
data-ad-client="ca-pub-9542876452264084"
data-ad-slot="9092059773"
data-ad-format="auto">

miércoles, 14 de septiembre de 2016

QUE ES EL TANTRA? CUAL ES LA CIENCIA Y LAS TECNICAS DEL TANTRISMO? (+VIDEO)








LIBRO RECOMENDADO : TANTRA LA ALQUIMIA ENERGETICA


El tantra es una filosofía india profunda y compleja de la que existen muchas vertientes e incluso debido a su mala interpretación, un nutrido 'mercado' sexual, pero vamos a explicar a grandes rasgos sus principios básicos. Quizá muchos habréis oído hablar de esta filosofía, y sobre todo del Kamasutra y sus maravillosas técnicas sexuales, y aunque tiene una fama bien merecida, en realidad es una forma de vida completa y para muchos una ciencia que llega mucho más allá de la sexualidad.





SIGUENOS EN FACEBOOK







El camino tántrico pretende llevar al ser humano al camino de la conciencia, la liberación y la perfección, mediante el autoconocimiento y el control de los sentidos y sensaciones. El tántrika (persona que practica la filosofía tantra), da un sentido a cada acto cotidiano y presta atención a sus sensaciones físicas cotidianas, como el hambre, el placer sexual, el frío, el estremecimiento, el cansancio, etc.., aprendiendo a controlar con sensibilidad cada sensación, armonizando el cuerpo y la mente, lo físico y lo espiritual, lo masculino con lo femenino.

LEE TAMBIEN :

RAZONES POR LAS QUE LAS ALMAS INTELIGENTES Y DESPIERTAS SON SOLITARIAS Y LO DISFRUTAN

A través de las sensaciones y emociones, controlando por ejemplo el placer, la seguridad, el hambre o el sueño y viviendo con pasión, amor y atención cada acto cotidiano, disfrutando de nuestro cuerpo (sin avergonzarnos) y cuidando nuestra tierra, podremos llegar a una vida plena y libre.

Muchas otras filosofías, moralidades o religiones, por ejemplo tratan el deseo sexual, como una sensación impura que hay que controlar, redimir y esconder para poder llegar a una vida espiritual o a la ascensión. Pero el tantra, por el contrario, entiende las sensaciones físicas como parte de nuestro ser y de nuestra naturaleza, y se apoya en el placer  en el amor o en las vibraciones positivas para llegar a la felicidad. También eleva la figura de la mujer, con respecto a otras filosofías, ya que considera que el Poder Femenino es equiparable y complementario del Poder Masculino, y los dos forman un ser 'divino' con el poder de generar vida y felicidad. Por todo esto, el tantra es una filosofía que consigue armonizar lo material, la tierra, la naturaleza, el placer y el resto de sensaciones, la pasión de vivir, la complementación de hombres y mujeres con el fin de conseguir sociedades más avanzadas y personas más felices y libres.

Existen muchas vertientes del tantra: hindúes, budistas, japoneses, tibetanos han seguido y adaptado esta filosofía, dando lugar a muchas ramas y estudios particulares, interpretaciones y maestros, incluso a un ferviente negocio de prostitución, pero el tantra más extendido es el que va ligado directamente con el yoga, porque para muchos, el tantra es yoga evolucionado, ya que no exige desprenderse del cuerpo y de lo material, sino disfrutar y servirse de ello.

LEE TAMBIEN : LOS 7 CUERPOS ANATOMIA OCULTA DEL HOMBRE
  • El yoga también se sirve de técnicas tántricas, como cánticos y danzas que físicamente ayudan a conseguir la elevación del espíritu de la filosofía budista o yogui; a esta vertiente se la conoce como Budismo Tántrico. Otra es el Tantra Blanco, que se practica mediante técnicas tibetanas que implican la castidad y la meditación, y otra vertiente el Tantra Rojo, que todo lo contrario al blanco, se practica mediante una gran actividad sexual y física con el fin de llegar al éxtasis y liberar el karma.



  • El tantra en general se practica canalizando, liberando y expandiendo la energía del cuerpo, lo que se define como Shakti, 'energía primordial' o Kundalín (dependiendo de la vertiente), y para ello se utilizan asanas de yoga, de chi kung o cualquier otra técnica que ayude a conocer nuestra energía y llevarla a través de nuestros chakras, así como prácticas sexuales que ayuden al intercambio de sensaciones entre hombres y mujeres para llegar a la 'superconciencia'. Shakti, también representa a la mujer, a su poder y energía, y Shiva, al hombre.



  • El Kamasutra es un libro sagrado indio, que recoge diferentes posturas del ritual Maithuana, es decir, difrerentes rituales y posturas para obtener placer mediante el sexo. Todo esto sin descuidar unas normas y reglas que debe enseñarnos un Maestro, así como los Mantras, oraciones o sonidos, y Tantras, conjunto de fórmulas que mediante la concentración y la meditación nos ayudan a liberar nuestro espíritu.


- LA EYACULACIÓN RETRÓGRADA.

Es realmente una eyaculación, donde apretando fuertemente con los dedos en la base de los testículos y el perineo, se provoca que el semen no salga hacia afuera, sino que se reabsorba. Aunque realmente la eyaculación se ha producido, no se pierde mucha energía al reabsorberse el semen dentro del organismo. Es, digamos, el "remedio de urgencia" que utilizan los tantricas, cuando no has sido capaz de realizar el verdadero control energético de la eyaculación, que es el camino verdadero y más sano.

En principio la eyaculación retrógrada no debe producir ningún perjuicio en el organismo, siempre que se utilice como un "remedio de urgencia" y no como una práctica habitual. Las personas con desequilibrios energéticos o problemas de próstata, deberían utilizar esta práctica con especial mesura.
Por otra parte comentar, que cuando la eyaculación retrograda se produce, hay que salir de dentro de la mujer (especialmente si no se utilizan métodos anticonceptivos, como es común en el Tantra), orinar y lavarse, pues como decía la eyaculación realmente se produce, quedando siempre algo de esperma en el conducto del pene, con el consiguiente riesgo de concepción.

- El CONTROL ENERGÉTICO DEL EYACULACIÓN.

Es la verdadera práctica yógica, donde a través del control de la mente, de las emociones, de la consciencia del cuerpo y de la propia energía, la sexualidad se lleva a otro lugar, más allá de la tendencia instintiva a la eyaculación. Lejos de producir trastornos en el organismo, esta práctica supone una verdadera sanación. Implica un reequilibrio de la mente y de todos los canales energéticos, lo que redunda en el equilibrio del cuerpo físico. Cualquier problema físico (de próstata, por ejemplo), no es ni más ni menos que el reflejo de un problema energético, unido a la "inconsciencia", o falta de consciencia en esa parte del cuerpo. Los tantricas, al trabajar precisamente la consciencia del cuerpo, el equilibrio de la mente, de las emociones y la eliminación de los bloqueos en los canales energéticos (cuerpo sutil), emprenden también el camino de sanación del cuerpo físico. Como te digo, lejos de producir problemas de próstata... esta técnica yógica a medio plazo sana el cuerpo físico, previniendo de todo ese tipo de problemas de próstata, etc.
Aquí podríamos distinguir dos niveles en la práctica tántrica: la SEXUALIDAD ORGÁSMICA y la SEXUALIDAD EXTÁTICA.
En la sexualidad orgásmica, el tantrica hombre accede al orgasmo u orgasmos, pero estos están desligados del hecho eyaculatorio. El orgasmo y la eyaculación fisiológicamente van por canales distintos (simpático y parasimpático). Cuando el yogui tántrico ha aprendido el suficiente control energético y fisiológico para llevar a cabo esta distinción, puede entonces acceder a este nivel, donde sencillamente, el orgasmo se produce, pero la eyaculación no. Puede ser sorprendente al principio, dada nuestra asociación eyaculación-orgasmo, pero el hecho físico es así de sencillo: el orgasmo, la sensación orgásmica, se produce en toda su intensidad, pero el sistema genital no dispara la eyaculación, manteniendo el lingan la erección.

Habría que comentar que lo aquí expuesto se refiere al hombre, pero que requiere también la contribución de la mujer. La mujer también debe ayudar con su actitud y una mente limpia de objetivos a que el hombre no eyacule. Una mujer no centrada y dirigida a sus propios objetivos autoplacenteros pude muy fácilmente y sin remedio arrastrar al hombre hacia la eyaculación. La pareja tántrica se olvida de sus placeres personales y se entrega a la propia energía y a la fusión en ella.
Hay una práctica muy efectiva para empezar a llevar control a esta zona del cuerpo y es la retención de la micción al orinar: cuando se orina, en mitad de la micción, se corta esta, cerrando los músculos del perineo-ano y reabsorbiendo, a la vez que se inspira hacia arriba, la energía hacia dentro. Esta práctica no tiene ningún resultado negativo como se podría pensar, sino todo lo contrario, redunda a la larga en una sanación y fortalecimiento energético de la próstata y del sistema genital en el hombre. La mujer también puede realizar esta práctica que redundará en una mayor sensibilización y fortalecimiento de la vagina.
En la sexualidad extática, los tantricas se desligan completamente del hecho orgásmico, accediendo a un nivel de lo que podríamos denominar "el éxtasis de la fusión". Cuando la energía se eleva al chakra del corazón, se produce entonces la fusión del "dos en uno". Uno se ha fundido en el otro y ya no existen egos separados. El éxtasis de la fusión es un nivel que podríamos decir que engloba a todos los demás niveles orgásmicos. Cuando el tántrica ha conocido este nivel de éxtasis, el hecho orgásmico se relativiza, dejando de ejercer la poderosa atracción que la mente común le otorga. Este es el nivel ligado a la apertura del corazón y a la energía de la Unión que los tantricas buscan por encima del aparente autodisfrute del ego.

DONACIONES

GRACIAS POR TU AYUDA PARA SEGUIR MANTENIENDO EL SITIO EN PIE

Contactanos

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *